La gorda de mi comadre llego a mi casa en busca de sexo, así que me sedujo y nos fuimos directo a la cama, donde ella me la mama bien rico hasta que me la deja bien parada, así que se pone a cuatro patas y me grita ay compadre metamela hasta dentro, le hago caso y le doy una buena cogida hasta que la hago acabar con tremendo orgasmo.