Y si mi esposa se desnuda poco a poco y me da unas tremendas mamadas. Me deja la verga con una pinche erección bien cabrona. Así que los dos nos vamos directo a la cama y ella se pone a cuatro patas. La agarra por detrás y le abro las nalgas para darle una gran cogida. Me la cojo sin cesar hasta que la hago acabar a chorros.